Reconocimiento geotécnico

Antes de acometer cualquier proyecto u obra de ingeniería civil o edificación, es necesario conocer las características del terreno involucrado. Con este fin, se debe realizar un reconocimiento geotécnico del terreno, cuyos objetivos son:

  • Definición de la tipología y dimensiones de cimentaciones y obras de contención, de tal forma que las cargas generadas por estructuras, excavaciones y rellenos, o las cargas soportadas por empujes del terreno, no produzcan situaciones de inestabilidad o movimientos excesivos de las propias estructuras o del terreno, que haga peligrar la obra estructural, o funcionalmente.
  • Determinación de problemas constructivos:
    • Determinación del volumen, localización y tipo de materiales que han de ser excavados, así como la forma y maquinaria adecuada para llevar a cabo dicha excavación.
    • Localización y caracterización de materiales para préstamos.
    • Problemas relacionados con el agua:
      • Profundidad del nivel freático.
      • Riesgos debidos a filtraciones, arrastres, erosiones internas, sifonamiento, acción de la helada, etc.
      • Influencia del agua en la estabilidad y asiento de las estructuras.

El énfasis que le damos como inmobiliaria al estudio es debido a la seguridad que proporciona la información, la cual permite cumplir con las últimas normativas antisísmicas modificadas en 2009, las cuales dan mayor énfasis al diseño de las construcciones para que no sufran daños de ninguna especie dentro de su vida útil durante los eventos sísmicos.

 

Noticia 3 de 3123